lunes, 6 de mayo de 2013

El rostro real de la agencia gringa USAID que tanta reverencia recibe en Colombia


Director de la USAID en sainete de restitucion de tierras en Sucre - Colombia

Mientras que de Bolivia la USAID es expulsada por conspiración, en Colombia es idolatrada y sus “funcionarios” gozan de unos privilegios y admiración que cualquier extranjero envidiaría. La explicación  que le dan al pueblo sobre tanta lamboneria (perversa por lo demás) es que el único propósito de esta agencia es ayudar al gobierno  a sacar a los colombianos de su miseria y violencia a la que han sido sometidos por generaciones por culpa de los “terroristas de la far”.

Los grandes medios nacionales (maquinas de propaganda), aliados incondicionales de todas las agencias y trasnacionales extranjeras que operan en Colombia, ni siquiera se toman la molestia de contarles a los colombianos la historia completa sobre las razones por las cuales la USAID ha sido recientemente expulsada de Bolivia, y desde hace años, de Venezuela y de otros países de la región; mucho menos registrar la noticia con imparcialidad.  Por el contrario, el registro que hacen de estas noticias es para hacer eco de las reacciones mediáticas del gobierno gringo, primero negando la intervencion de su agencia internacional en los asuntos internos y luego señalando  a los gobiernos valientes que optaron por expulsarla de antidemocráticos, enemigos del desarrollo, y hasta de dictadores.

La pelea por entrevistar al director de esta agencia por parte de los medios prepago colombianos, y  la exagerada y  amplificada difusión de los supuestos grandes proyectos que adelanta en el país, es el reflejo del prestigio y reverencia que esta agencia disfruta en Colombia.

No importa que de Venezuela y Bolivia los hayan sacado por estar desarrollando actividades encubiertas dirigidas a desestabilizar la gobernabilidad de esos países, a través de financiamiento de grupos de oposición ultra derechistas, de campañas de desinformación en medios privados de la oposición,  de sobornos millonarios en dólares a funcionarios y militares de alto rango, y hasta mediante financiación de grupos de mercenarios y criminales  para que estos cometan actos terroristas que desacrediten y desestabilicen los gobiernos.

Dirán los que no saben dónde están parados que de ninguna de esas actividades ilegales/criminales  se les puede acusar en Colombia dado que el gobierno de Santos es el mejor aliado de los gringos en la región.  Inicialmente se podría considerar que tengan razón  en lo que respecta a lo que ilusamente llaman  “el mejor aliado”, pues como esta agencia va a querer  atacar o buscar desestabilizar al gobierno títere más servil, arrastrado y fiel que tienen en la región.  Lo que no se les ocurre pensar es que, en este caso, las actividades criminales encubiertas las adelantan en contra de la población, especialmente contra los partidos opositores y sus dirigentes, y contra cualquier movimiento popular y sus líderes  que atenten contra la “estabilidad” de su gobierno títere protegido.  Es decir, en el caso colombiano,  actúan como aliados del gobierno en el diseño y ejecución de las acciones de persecución, represión y del terrorismo de estado contra los colombianos; asi como en el diseño y ejecución de las políticas sociales y económicas mediante las cuales aseguran que las trasnacionales gringas y de países aliados, sigan saqueando y robándose el patrimonio nacional.

Disfrazados de buenos samaritanos recorren ciudades y campos del país identificando y señalando posibles detractores del régimen que protegen, haciendo inteligencia para su gobierno, comprando/sobornando actores locales, engañando comunidades haciéndoles creer que están allí para ayudarles a superar su estado de miseria; y hasta inician algunos microproyecticos sociales pero asegurando que estos sean ejecutados bajo la condición de que las comunidades supuestamente beneficiadas no se opongan a los grandes macroproyectos agroindustriales y minero-energéticos que son los que en realidad les interesa sacar adelante.

Para confirmar lo anterior no es sino leer entre líneas algunas de las respuestas que dio el director de la USAID, Rajiv Shah, a la revista Semana en una entrevista ampliamente difundida en su ultima edición (subrayados/resaltados nuestros).

RS: Qué programas concretos estarían dispuestos a financiar o apoyar? (si se firma la paz)

Director de USAID: Estuve en Sucre en un evento de restitución y titulación de tierras y creo que lo que vimos allí es la base de una estrategia integral para el desarrollo rural. Ya tenemos alianzas público-privadas a pequeña escala con empresas agrícolas o empresas de productos lácteos en varios municipios. Seguramente ampliaremos estos esfuerzos para trabajar con compañías más grandes para llegarle a más gente

Traducción: la estrategia integral para el desarrollo rural no es mas que la política agraria de Santos de entregar las mejores tierras del país a trasnacionales las cuales terminarán absorbiendo las pocas hectáreas tituladas por el gobierno  a los campesinos de la zona, a quienes convertirán en simples asalariados baratos (socios les llaman en la propaganda del gobierno). La respuesta que da el director de la USAID a la siguiente pregunta de Semana corrobora lo ya comentado así que no merece comentario adicional.

RS: Qué significa para usted que el tema agrícola sea el primer punto en la agenda con las Farc?

Director de USAID: No hay duda de que será un tema crucial, pues a través de este Colombia tiene la oportunidad de compartir su prosperidad con la comunidad rural. La inversión privada en la agricultura será fundamental para garantizar este tipo de crecimiento, al igual que una inversión pública prolongada para la construcción de caminos rurales e infraestructura comercial, por ejemplo.

Un articulo publicado en un excelente portal que analiza sucesos de actualidad, desenmascara como ninguno otro cual es el propósito real y las actividades que desarrolla esta agencia gringa que tanto veneran en Colombia.  Para aquellos que aun después de leer lo anterior siguen sin saber donde están parados,  a continuación les traducimos algunos apartes de este articulo.    Los que se han resistido a ser domesticados o ya superaron ese estado pueden leer el articulo completo haciendo clic aquí.

“La ayuda extranjera es el opio de los tiempos modernos. Nadie empuja mejor la ayuda extranjera que la Agencia de EEUU para el Desarrollo Internacional (USAID, por sus siglas en Ingles). Esta agencia opera en mas de 100 países.”

“Después del golpe de estado en Paraguay, los países miembros del ALBA, Bolivia, Cuba, Ecuador, Dominica, Nicaragua y Venezuela, declararon que expulsarían a esta agencia. Hacia mediados de Septiembre de 2012, Rusia acusó a la agencia de “intromisión política” y le dio menos de dos semanas para salir. Que es o hace esta organización Orwelliana para que países la expulsen tan pronto como pueden hacerlo?”

“La USAID fue creada para seguir los pasos del Plan Marshall pero funciona mas eficientemente avanzando la política internacional de EEUU.  Para entonces sus objetivos ya eran claramente definidos y consistentes con las políticas de la guerra fría de contrarrestar la amenaza del comunismo y de abrir nuevos mercados para los EEUU.”

“Napalm en la mañana, dulces en la tarde” “Como organización de ayuda, la USAID sirve primordialmente a las corporaciones de EEUU. Esta agencia destruye las economías, las culturas, e incluso las religiones de los países recipientes con el propósito de abrirlos como mercados y convertir a los pequeños empresarios en asalariados de subsistencia.” 

“La ayuda que otorga la USAID es para los EEUU no para los recipientes seleccionados, quienes no podrán  desprenderse por si mismos de la supuesta ayuda mientras no hagan un casi imposible esfuerzo por independizarse. Esta ayuda es como una droga adictiva suministrada por los déspotas locales, un instrumento sutil de guerra pero tan debilitante como el arma militar de la política internacional de los EEUU: la Organización del Tratado del Atlántico Norte.”

Buscar en este blog