viernes, 7 de mayo de 2010

Las Angustias del Narcopresidente Uribe Continúan!!

Vuelve y juega….en el ocaso de su presidencia y frente al temor de que su sucesor no sea Santos, el narcopresidente Uribe siente que su rabo de paja empieza a chamuscarse y recurre a las mas cínicas y estupidas estrategias para justificar continuar extraditando (silenciando) a sus secuaces, los narcoparamilitares; pues una vez en las cárceles gringas, el asume que puede seguir defendiéndose de sus denuncias con el argumento de que estos extraditados son unos criminales y que por lo tanto carecen de toda credibilidad…

Su última perla, bandera del descaro y cinismo, es la declaración de que el narcotráfico debe ser considerado un delito de lesa humanidad y como tal la Corte Suprema de Justicia no tiene porque negar las extradiciones que el personalmente busca se concreten antes de finalizar su mandato. Hay que aclarar que aunque en la prensa prepago nacional  la noticia aparece ahora con el titulo de que “el presidente critica a la corte por negar las extradiciones….”, en los titulares iniciales si resaltaron la metida de pata del narcopresidente.

Al narcopresidente hay que recordarle que el narcotráfico es un delito pero solo por el hecho de que la producción, comercialización y consumo de sustancias narcóticas son actividades prohibidas; igual que lo fue hasta mediados del siglo pasado la producción, venta y consumo de alcohol.

El fracaso de la guerra militar, policial y jurídica contra las drogas es tan evidente y los movimientos sociales y políticos a nivel global a favor de la despenalización son tan fuertes, que mas temprano que tarde las actividades de producción, trafico y consumo de narcóticos serán despenalizadas también; y la guerra sangrienta que se libra para combatirlas será reemplazada por mecanismos regulatorios y programas de educación y salud publica orientados a la prevención y reducción del consumo, y al tratamiento de la adicción. Bajo esta hipótesis, si el narcopresidente piensa que el narcotráfico debe ser considerado un delito de lesa humanidad, acaso lo que espera es que algún día todas las masacres, asesinatos de civiles inocentes, estos si crímenes de lesa humanidad, sean también despenalizados?!!

Y si es que se refiere a los delitos conexos al narcotráfico como masacres, desapariciones, desplazamientos de campesinos y cooptación por la fuerza de sus tierras para ganar control territorial, los cuales ocurren dentro del territorio nacional, lo que el pueblo colombiano esperaría es que su presidente pida que a estos narcoparamilitares se los juzgue y condene primero en el país por estos crímenes antes que extraditarlos; lo cual por lo demás es un acto indigno y vergonzoso tanto desde el punto de vista de la capacidad y confianza en la justicia como de la soberanía.

Per NO!!, en una mente criminal como la de Uribe, untado además hasta los tuétanos no solo de narcotráfico sino en la comisión de crímenes de lesa humanidad, lo único que cabe es evitar por todos los medios que la justicia nacional o internacional lo metan entran las rejas.

Buscar en este blog